NACIONAL FINALISTA DE LA LIGA ÁGUILA

La misión no era nada fácil para Atlético Nacional. Tenía que remontar un 1 a 0 ante su rival de patio. El verde paisa se valió de cuanto pudo, para hacer sentir inferior al Deportivo Independiente Medellín desde antes del inicio del partido.

Las 44 mil personas que colmaron el Atanasio Girardot vestidas de verde y blanco, recibieron a su equipo con una gran fiesta. Humo, fuegos artificiales y una hermosa escenografía le dieron la bienvenida a los 22 protagonistas de la primera semifinal del fútbol colombiano.

En el césped del escenario deportivo, Nacional mostró sus 14 títulos de liga, 2 copas Colombia, su trofeo de Superliga y sus 5 copas internacionales entre ellas la copa libertadores, insignias por las cuales es llamado el rey de copas.

La estrategia de intimidación al parecer funcionó, y su rival conocido como ´el poderoso´ perdió todos sus poderes, como Superman ante la verde kriptonita.

En ocho minutos, Jimmi Chará, cuyo peinado de trenzas emula a los extraterrestres de la película de Arnold Schwarzenegger Depredador. Anotó el primer gol del encuentro que le dio al verdolaga el empate en el marcador global.

El exjugador del Monterrey de México aprovechó un mal cobro de pelota quieta del rojo de la montaña y en velocidad desbordó por derecha, levantó su cabeza y al ver que el arquero rival estaba adelantado, metió un remate violentísimo que no le dio tiempo de reacción a David González.

La anotación desesperó al poderoso que perdió la cabeza y el orden. Sus líneas se partieron y le dio a Nacional el espacio que tanto sabe aprovechar.

El dos a cero nuevamente llegó por la derecha, con una jugada colectiva. Tras una serie de toques, ´el alcatráz´ García metió un centro notable para que Jefferson Duque solo tuviera que empujar el balón al fondo de la red. El goleador volvió a anotar tras cinco partidos.

El DIM intento reaccionar pero ya era tarde, Nacional replegó sus líneas e hizo dos filtros de corte y recuperación de balón que fueron inquebrantables para su rival, que en el primer tiempo, solo pudo inquietar la portería de Armani con un remate de tiro libre de Marrugo.

En la segunda mitad, el rojo de la montaña salió con la idea de encontrar el gol que le diera la opción de ir a los penales, pero el buen trabajo defensivo del verde, en especial de su volante y capitán Alexander Mejía acabó con los sueños de final del equipo de Leonel Álvarez.

Como es ley, en clásico que se respete hay polémicas y expulsiones. El juez central no concedió un penal claro al Independiente Medellín, cuando el arquero verdolaga en un mano a mano con Hechalar, se olvidó de la pelota y derribó al delantero.

La acción fea de la jornada la protagonizó Christian Marrugo, el volante no aguantó la frustración y por una patada criminal sobre Bernal vio la tarjeta roja.

Esta vez el fútbol fue justo y el mejor equipo del semestre, se metió en la final de la Liga Águila.

Jairo Castillo
@Jairocastillo88

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s